Tomates Creativos te enseña a parar la oreja y a ser el mejor

(ARGENTINA) – Formado publicitariamente en Córdoba, con un pasado publicitario que incluye el paso por grandes agencias de Madrid y de Río de Janeiro y un presente dedicado con pasión a su agencia Tomates Creativos en Santiago del Estero, Gustavo Tomate Díaz Cruellas te tira en esta columna diez sugerencias concretísimas, de esas que podés copiar en un papelito, plastificarlo y nunca más dejar de llevarlo en algún bolsillo. Sugerencias que, además, incluyen una posdata casi más interesante aún.


Tomate: “Una foto que saqué en Uruguay, a la que le chanté una gran oreja: creo que ilustra un poco lo importante que es saber escuchar, tanto en la etapa de estudiante como a la hora de buscar un lugar en una agencia, y desde luego durante toda tu vida profesional. Todos deberíamos transformarnos en un hombre oreja para crecer como individuos y como profesionales”.

 
POR GUSTAVO TOMATE DÍAZ CRUELLAS
Titular responsable en la agencia Tomates Creativos (Santiago del Estero, Argentina)
Especial para PB

 
Si bien sobre gustos no hay nada escrito y la elección del camino o estrategia para conseguir trabajo en publicidad son infinitas, esta sección habla sobre consejos para tu carpeta.

En mi humilde opinión, la carpeta de un creativo, primero que nada, debe ser específica y clara respecto al puesto pretendido: no es lo mismo la carpeta de un candidato a redactor que la de un candidato a director de arte. Si el que la ve se confunde o no sabe cuál es tu especialización, empezaste mal.

Segundo, no importa la cantidad de avisos que tenga (lógicamente hablamos de un mínimo de 5 a 8): no apuestes a la cantidad y sí a la calidad.

Tercero, la carpeta debe tener al menos dos avisos putiadores. Sí, sí, avisos putiadores: de esos que cuando uno los ve dice: “Qué hijo de…, qué buen aviso” o “pende… de mier…, cómo no se me ocurrió a mí”. Que tu aviso genere la envidia de quien lo ve.

Cuarto, tratá de poner avisos indiscutibles. Esos avisos que, más allá de las subjetividades o gustos personales, sean indiscutibles. Que si lo inscribieras en un festival, el jurado no pueda dejar de premiarlo aunque quisiera. ¡Cómo que no es fácil hacer un aviso indiscutible! Si podés pensar avisos para la marca que quieras, con el brief que se te ocurra, con el presupuesto que se te antoje, con un cliente imaginario que te dirá sí a todas tus ideas, con tiempo ilimitado para hacerlo. si en esas condiciones no podés generar un aviso indiscutible, difícilmente lo hagas con un cliente real, un brief complicado o inexistente, para marcas no tan cool, con poco presupuesto y para mañana.

Quinto, los avisos de la carpeta deben ser muy conceptuales, claros y frescos.

Sexto, tené en cuenta que los directores creativos de las grandes agencias, por no decir de todas, tienen vistos infinidad de avisos y carpetas, por lo cual lo que les muestres debe realmente romper estructuras, ser audaces y sobre todo no copiar el estilo y los códigos de la agencia a la que pretendés ingresar. Ser original es más valioso que ser admirador o fanático.

Séptimo, debés comunicar rápidamente lo atrevido e innovador que sos, sin que el DC tenga que llegar al último aviso de la carpeta para comprobarlo. No tengas miedo de parecer delirante. Los tibios o grises nunca consiguen el puesto.

Octavo, no sólo muestres gráficas o tele. Poné algo que demuestre el manejo de los nuevos medios, acciones BTL o intervenciones, o al menos una de ellas.

Noveno, la carpeta debe tener un lado B o una cara distinta a la creativa, que te describa fuera del ámbito profesional, mostrando tus inquietudes, hobbies o actividades extra curriculares: una parte más humanizada y relajada, pero no por eso menos creativa o interesante.

Décimo, sé creativo a la hora de dejar tu carpeta y asegurate de que la vea alguien que tome decisiones respecto a la incorporación de personas.

Y por último, si tu carpeta tiene éxito y te llaman para una entrevista, andá preparado; investigá todo respecto a la agencia a la que pretendés ingresar, conocé sus cuentas, averiguá cuál es el perfil de quien te entrevistará. Andá pensando en escuchar más que en hablar: la naturaleza es sabia, nos dio dos oídos para escuchar y sólo una boca para hablar. Sé respetuoso, sé humilde, sé sincero y sé claro. Relajate: quien te entrevista también pasó por lo mismo; disfrutá de esa puerta que se está abriendo. Nunca te olvides de la persona que te dio tu primer trabajo y cuando estés del otro lado viendo carpetas, tratá a los aspirantes como te hubiese gustado que te trataran a vos.

 
 

1 reply »

  1. Claramente tomé nota de los 10 tips. Me incentivó mucho para animarme a más pero más aún el haber leído entre líneas y haber podido anticipar la siguiente frase que iban a leer mis ojos.
    Muchas Gracias PB y Tomates!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *