Los chicos de Dreaming the Same postearon el video final

(ESPAÑA) – Besay Fernández, Caterina Amodio, Enrique Santos, Pablo Madrazo y Leticia Rita, los integrantes del proyecto The Family Business que surgió luego de que el grupo se conociera estudiando en Complot Barcelona, acaba de dar a conocer el video final del proyecto Dreaming the Same, que compendia todas las presentaciones. En la nota, el video y la lista de frases que los “dreamers” —así son presentados— concibieron para ayudar a quienes ejercen la mendicidad.

En 5:13 minutos, los creadores de Dreaming the Same lograron resumir las propuestas llegadas en unos pocos días desde varios países del mundo.

 
LAS FRASES QUE PENSARON LOS “DREAMERS”

—Sentimos el mismo frío, pero yo esta noche compartiré cama con él.
—¿Otro mundo es posible?
—¿Cuánto vale una sonrisa? Nada es suficiente para darte las gracias. Nada es todo lo que tengo. Recaudo fondos para estudio del altruismo humano. Un minuto aquí es una eternidad. Siéntate y compruébalo.
—Tu sonrisa me hará más feliz que tu dinero.
—A mí también me gustaría que las cosas cambien. Yo quisiera seguir teniendo sueños. Yo soy como tú. Yo pienso como tú. Yo cuento como tú. Yo también quiero estar orgulloso de mi trabajo. Yo también quiero mudarme de país. Yo también quiero seguir estudiando.
—Meus sonhos são os mismos que os teus. Mas eu não vivo só de sonhos.
—¿Y si hoy cambiás tu café por mi sonrisa?
—Looking for a roommate, but will settle for global change.
—Comprándome una, sonreímos los dos.
—¿Non dago krisia? Bienvenido a mi casa, perdona si no tiene techo.
—Si tires una moneda a aquesta font es cumplirà el meu desig i potser també el teu. ¿Quieres ser mi director financiero? Escoge dónde va a parar tu donación: comida, hogar, ahorro, lujo, vicio. Que no s’apagui la esperança. No tens suelto? També accepto targeta o Paypal. Rebaixes. Posa la meitat i t’ho agrairé el doble! Només aquesta setmana. He tocat fons, però tinc un pla estratègic de Márqueting. La generosidad es dulce, coge un Sugus.
—Los políticos te lo roban, al menos yo te lo pido.
—No soy una piedra en el camino. Formo parte de él.
—¡Rebajas! Con un 50% de tu sonrisa, es el 100% de mi felicidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *